ARISTA PETIT-GRAND VIGNEMALE (29-07-12)

Ascensión a los picos de Petit Vignemale, Espalda Chaussenque, Punta Chaussenque, Pitón Carré, Pique Longue y Pic du Clot de la Hount, en compañía de Ainhoa, Ana, Asier, Jon y Xabi.

La idea de esta ascensión surgió por el deseo de Ainhoa y Jon de subir a la cima del Pique Longue y de esta manera, conseguir su primer tresmil . La idea original era el haber subido por el glaciar, por su vía normal,  desde Pont d´Espagne y durmiendo en el Refugio de Baissellance, pero, lo que son las cosas, al final decidimos cambiar el recorrido, subir desde Gavarnie, escalar la arista que une la cima principal con el Petit Vignemale, y como ya no había sitio en el refugio, vivaquear en inmediaciones de él.
Menudo cambio de plan, sobre todo para unos que nunca han vivaqueado ni escalado...

He tomado prestadas fotografías de Ana y de Jon.

A las 14:30 comenzamos a andar desde el Embalse de Ossoue. Al fondo vemos nuestros objetivos:




















Hace mucho calor, y con el peso que llevamos, esta subida resulta agotadora.














Casi tres horas más tarde, llegamos al refugio y extendemos nuestras cosas junto al lugar que hemos decidido será nuestro vivac, la pared oriental de este.














Una buena cena en el refugio...














unas fotos con el "marco incomparable" de las cimas de Gavarnie de fondo...












y a dormir.














La lluvia que comenzó a caer a la una de la mañana, y que nos hizo tener que refugiarnos en el refugio durante casi una media hora, le dió un poco de "alegría" al vivac.

Al día siguiente, amaneció precioso:














Para las 07:30 horas ya estábamos andando en dirección a la Hourquette d´Ossoue.














Posando en el collado, con nuestros objetivos detrás.














Subimos rapidamente los apenas 300 metros que nos separan de la cima del Petit Vignemale.














Nos encontramos solos. La vía normal a través del glaciar, está un poquito más concurrida:














En menos de una hora desde el refugio, llegamos a la antecima, donde nos colocamos los trastos. Momentos de nervios para algunos....














Jon y Xabi tiran para adelante, sobrepasando la ciman del Petit Vignemale...









por lo que no puedo sacarme una foto junto a los dos nuevos "tresmilistas" como hubiese querido, pero Ainhoa sí que no se me escapa. Asier, el que va a ser su compañero de cordada, permanece concentrado....














Yo iré con Ana, en mitad de las otras dos cordadas, e iremos sacando fotos.
Han comenzado a entrar nubes y el fuerte viento hace que haga bastante frío.
Primeros pasos de escalada:































Algunos están ya de vuelta...














Pero a nosotros nos queda todavía un buen rato.
Unos cortos destrepes y aéreas aristas...







































y llegamos al paso tecnicamente más complicado de la ascensión, una canal-corredor de buena roca que es preciso destrepar (III), con la Vía de los Seracs a nuestros pies.


























Xabi lo definió como un paso "salado".... Donde hay nivel...
Llegaremos a una pequeña y espectacular brecha, donde nos juntaremos de nuevo.







































Tras un corto tramo de arista aérea, llegamos al punto más bajo de la arista, el Col des Glaciers.






















Jon y Xabi están ya afrontando la subida hacia la Punta Chaussenque.
















Ahí vamos nosotros...














Se trata de ir trepando por la amplia pala, aprovechando canales y terrazas, intentando subir por donde se encuentra menos descompuesta la roca.














Es un terreno muy difícil para asegurar, todo está roto.




















Poco a poco vamos ganando altura.




















Ultimos metros...














Llegamos a una cota en donde finalizan las dificultades.
















La continuación hacia la Espalda de Chaussenque es ya un paseo...

























Espalda de Chaussenque.



La anterior vez que lo ascendí, lo hice en una Semana Santa desde el Refugio de las Oulettes de Gaube. La idea era haber subido hasta el Pique Longue, pero con lo cansado que estaba sólo llegué hasta la Punta de Chaussenque. El peor recuerdo que me llevé de aquella ascensión, fueron las quemaduras que tuve en la cara (ampollas incluídas) provocadas por estar tanto tiempo en el "horno" del glaciar, y sin renovar la crema solar.
Comenzamos el descenso. Mis compañeros van a bajar directamente al glaciar. Yo quiero subir a la Punta de Chaussenque, por lo que nos separamos durante un rato.
















Punta Chaussenque. Las nubes cubren todas las vistas.















Comienzo el descenso hacia el glaciar:














La cima va quedando arriba.














Una vez en el glaciar, y como todavía no veo a mis compañeros, aprovecho para subir al Pitón Carré.














El Pique Longue está aquí mismo...














Bajo rapidamente.














Ni me asomo al Couloir de Gaube. Debe de dar pena verlo...
Al poco aparece Ainhoa, y nos acercamos hasta la base del Pique Longue, donde dejaremos las cosas no necesarias.































Comenzamos la ascensión de este último y descompuesto tramo de subida, con el clásico lío de los que suben y bajan y tiran piedras...



























Por fin, un poco antes de las 14:00 horas, llegamos a la cima

















Brindamos con un champagne que me habían regalado hace poco (milesker, Beñat ) por los nuevos tresmiles de Ainhoa y Jon, y por los míos.

















Un vistazo a la arista recorrida:














Momentos de reflexión....





































Tras un buen rato en la cima, les engaño a mis compañeros para continuar hasta el Clot de la Hount. Así evitamos bajar por la descompuesta senda. Xabi se despide de nosotros, ha quedado con unos amigos junto al ¡Embalse de Respomuso! y todavía le quedan muchos kms para llegar allí. Decide bajar por la Gran Canal de Cerbillona, subir al Col de Arratille, bajar al Refugio Wallon, subir al Col de la Facha y descender hasta el embalse.... ufffff.














Hasta allí debe de llegar Xabi:














Vamos recorriendo esta, a veces, descompuesta arista.












































Tras algún apuro, vamos llegando a la cima.




























Clot de la Hount.
















Apenas perdemos tiempo. Mientras bajamos al Collado de Cerbillona nos despedimos de Xabi, que ha perdido ya mucha altura...




















Collado de Cerbillona























Echamos un vistazo a las cuevas de Cerbillona. La de las Damas a la derecha, la de los Guías a la izquierda, y la Villa Russell -la primera que se construyó, hace justo 130 años, en el centro.
















Qué lejanos quedan los años en los cuales se accedía directamente a las entradas de ellas:
Fotografía obtenida en la Biblioteca Online de Toulousse, siendo su autor Eugène Trutat y en la cual aparece solamente la Villa Russell antes de 1885, año en el cual se construyó la de los Guías. En ella, el Conde Henry Russell posa en primer plano y detrás suyo, sentado, se observa a Léonce Lourde-Rocheblave.















En esta otra, del año 1886 y propiedad de la Biblioteca de Pau , se aprecia al Conde Russell de pie junto a la Villa Russell. Ya está construída la Grotte des Guides.


 













 Recogemos las cosas que dejamos en la base del Pique Longue, y comenzamos el descenso por el glaciar.




































Por ahí arriba hemos andado...




















Últimas rampas de nieve.




















Abandonamos la nieve...
















Ya sólo nos queda llegar hasta el cruce con el sendero de subida al refugio de Baissellance, a donde deberemos de subir para recoger las cosas que dejamos esta mañana, y bajar de nuevo hasta el Embalse de Ossoue. Un curioso rebeco nos sale a despedir...














Llegaremos a los coches a las 20:00 horas. Ha sido un largo y agotador día, pero las palabras de agradecimiento de mis compañeros al llegar a casa, hace que sea uno de esos días para no olvidar.
Y esperemos que no sea el último...

4 comentarios:

  1. Hola Martín:

    Este fin de semana estuve en el Estaragne y me acordé de la descripción de tu ascensión con tu hija... por la cresta. En cuanto pueda me subo a la mía... si se deja.

    Por cierto, volví a por un 3000 fantasma, jajaja.

    Espero la descripción del Vignemale. La quiero hacer este verano.

    Uun abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jorge:

      Gracias por el comentario y por tu ascensión.
      El domingo no fue un buen día de vistas: no vimos el macizo del Pic Long-Neouvielle hasta última hora de la tarde, que comenzó a despejar: Y del viento... mejor no hablar.

      El Lentilla, visto desde el Campbieil parece una tachuela, pero visto desde Piau-Engaly, le da mil vueltas a muchísimas otras cimas.

      Saludos

      Eliminar
  2. Vaya forma de iniciarse en los tresmiles!! y que envidia que me habéis dado, esa cresta la tengo pendiente desde hace muchos años y le tengo ganas. La pena es que me queda tan lejos que me da pereza ir hasta Gavarnie...

    Por cierto, me comentaron que estuviste en Pineta con la familia, no?

    Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luis:

      Pues sí, entraron por la puerta grande. Viéndoles las caras de satisfacción, te aseguro que, aunque hemos hecho mucha montaña juntos, descubrieron un nuevo mundo -y tienen ganas de repetir, que es lo mejor-.

      Sï que estuvimos en Pineta. Llegamos huyendo del calor del Mediterraneo, y nos encontramos con el mismo calor que allí, jajaja. Nos cuidó bien Kike.

      Un saludo

      Eliminar